Los usuarios de Xbox 360 podrán transferir sus partidas a Xbox Series X/S a través de la nube

Los usuarios de Xbox 360 tendrán la oportunidad de transferir sus partidas a Xbox Series X y Series S tras el lanzamiento de la nueva generación. Mediante el sistema de almacenamiento en la nube —al que podrán acceder gratuitamente y sin necesidad de ser suscriptores de Xbox Live Gold o Xbox Game Pass Ultimate— los jugadores serán capaces de guardar el progreso y continuar en una de las consolas de nueva generación. Esta opción, que estará disponible tras la salida de Xbox Series X/S, nos permitirá también descargar con mayor rapidez, mejorar el framerate de la mayoría de los títulos y aplicarles el modo auto HDR. 

«Como jugadores entendemos lo importante que es preservar y respetar tu legado», escriben desde Microsoft en el blog oficial, «creemos que tus juegos y franquicias favoritas, tu progresión y logros, tus accesorios de Xbox One y las amistades y las comunidades que has creado a través de los juegos deberían moverse contigo a través de las generaciones». Desde la compañía norteamericana prometen que los juegos no solo se verán mejor sino que se sentirán mucho más potentes gracias al poder de la nueva generación: «cada título correrá con el mejor rendimiento posible, con mejoras significativas con respecto a su plataforma de lanzamiento», prometen.  

Para mejorar la experiencia con estos títulos, Microsoft destaca la viveza de los colores conseguida con el modo auto HDR, su nueva tecnología que permite doblar el framerate original, resultando en una experiencia mucho más inmersiva, y una serie de mejoras visuales que nos permiten disfrutar de unas texturas mucho más vivas: «Preservar los juegos del pasado es una parte fundamental de nuestros ADN (…) No hay razón para mirar atrás porque tus juegos están preparados para moverse a la nueva generación de Xbox».  

Link